Oops!... Lo sentimos, este sitio se ha desarrollado para navegadores modernos con el fin de mejorar tu experiencia.

Para que lo puedas disfrutar es necesario actualizar tu navegador o simplemente descargar e instalar uno mejor.

  • impuestos
  • ENTÉRATE DE...

    Publicado 22 julio, 2020

    Kim Kardashian rompe el silencio: habla de la enfermedad psiquiátrica de Kanye West

    En unas historias de Instagram, la famosa hizo sus primeras declaraciones al respecto de los frenéticos sucesos que conciernen a su esposo, desde su errante lanzamiento de campaña presidencial, hasta los desconcertantes tuits que ha lanzado en últimas horas.

    Kanye West y Kim Kardashian.

    La estrella estadounidense Kim Kardashian acudió a Instagram hace unas horas después del colapso vía Twitter de su esposo Kanye West a altas horas de la noche, diciendo que “no tiene poder” sobre él para que reciba ayuda psiquiátrica y lo definió como “brillante, pero complicado”.

    Anoche, el rapero tuiteó que llevaba años intentando divorciarse de su esposa: “He estado tratando de divorciarme desde que Kim se reunió con Meek en Warldolf para la reforma de la prisión”. 

    La reunión de la que habla West ocurrió en noviembre de 2018 y en ese momento, Kim habló con el rapero Meek Mill en una cumbre sobre la reforma al sistema de justicia penal.

    De acuerdo con el mensaje de Kanye, los comentarios de su esposa alrededor de todo esto estuvieron fuera de lugar y eso le molestó muchísimo. También mencionó que valía 5 billones de dólares pero que le importaba más Cristo, que Lil Baby era su rapero favorito aunque no quisiera hacer una canción con él  y para terminar, comparó a su suegra con el mismísimo Kim Jong-Un.

    Más tarde los mensajes fueron borrados de su cuenta, lo que hasta hace pocas horas hacía a todos preguntarse si todo este drama correspondía a la realidad o a un truco publicitario, ya que el cantante estrenaría su próximo álbum DONDA este viernes 24 de julio.

    Pero, en un giro totalmente inesperado, Kim Kardashian por fin rompió el silencio y habló sobre todo lo que Kanye ha declarado, y para sorpresa de muchos, lo defendió a capa y espada. A través de sus Instagram Stories, escribió un mensaje contundente: “Como muchos de ustedes saben, Kanye tiene un desorden bipolar. Cualquiera que lo tenga o que tenga a un ser querido con este problema, sabe lo increíblemente complicado y doloroso que es entenderlo”. 

    Según la socialité, no quiso decir nada al respecto para cuidar a su familia: “Nunca he hablado públicamente sobre cómo nos ha afectado esto en casa porque quiero proteger a nuestros hijos y el derecho de Kanye a la privacidad cuando se trata de su salud. Pero hoy, siento que debo comentarlo por el estigma y las ideas equivocadas sobre la salud mental”.

    Kim Kardashian continuó: “Aquellos que entienden la enfermedad mental o incluso el comportamiento compulsivo saben que la familia se siente impotente a menos que el enfermo sea un menor. Las personas que no son conscientes o están muy alejadas de esta experiencia pueden ser prejuiciosas y no entender que el propio individuo tiene que involucrarse en el proceso de obtener ayuda sin importar cuánto lo intenten sus familiares y amigos”.

    Refiriéndose quizá al mitin de su marido, la empresaria mencionó lo siguiente: “Entiendo que Kanye es objeto de críticas porque es una figura pública y sus acciones a veces pueden causar fuertes opiniones y emociones. Es una persona brillante pero complicada que además de las presiones de ser un artista y un hombre negro, que experimentó la dolorosa pérdida de su madre, tiene que lidiar con la presión y el aislamiento que se agrava por su trastorno bipolar.

    “Nosotros, como sociedad, hablamos de dar gracia al tema de la salud mental en su conjunto, sin embargo, también deberíamos dárselo a las personas que viven con él en los momentos en que más lo necesitan. Gracias a aquellos que han expresado su preocupación por el bienestar de Kanye y por su comprensión. Con amor y gratitud, Kim Kardashian West”, finalizó.

    El lunes por la noche, en otro arranque frenético de escritura, había acusado a su esposa de querer hospitalizarlo. “Kim estaba tratando de volver a Wyoming con un doctor para encerrarme, como en la película Get Out, porque lloré acerca de salvar la vida de mi hija ayer”, escribió el rapero en el mensaje que ya fue borrado de su red social.

     

     

    Unas horas antes, el músico había celebrado su primer mitin en Carolina del Sur, en donde reveló que él y su esposa estuvieron a punto de abortar a su primer hija North, pero que un “llamado de Dios” lo evitó. Unas declaraciones que conmocionó al mediático clan familiar.

    Ver también:

    Polémico lanzamiento de campaña de Kanye West a la presidencia de EE.UU.

    ¿Ya leíste nuestra más reciente edición? DESCÁRGALA AQUÍ completamente gratis.

    Comments

    comments

    Edición impresa 159

    AQUÍ

  • Publicidad