Oops!... Lo sentimos, este sitio se ha desarrollado para navegadores modernos con el fin de mejorar tu experiencia.

Para que lo puedas disfrutar es necesario actualizar tu navegador o simplemente descargar e instalar uno mejor.

  • ACTUALIDAD

    Publicado 17 febrero, 2017

    En portada: Fefi y su república del vacile

    Por John William Archbold
    Fotografía: Nicolás Santodomingo 

    Stefany Mendoza, la Reina del Carnaval de Barranquilla 2017, tiene sus objetivos muy claros: hacer del Carnaval una fiesta en la que los reflectores estén sobre el bailador, el verbenero, los barranquilleros que convierten la calle en su pista de baile.

    Para expandir ese reino de vacile callejero, el carnaval de Fefy se ha concentrado en darle atención no solo a aquellas manifestaciones contemporáneas que se han ganado un espacio en nuestra fiesta y en la cultura de la ciudad, como la champeta, sino también por rescatar esas tradiciones que, desde antaño, son parte fundamental de nuestras fiestas.

    Puesto que su espectáculo de coronación rinde homenaje a los cuatro elementos que componen la tierra, realizamos una sesión de fotos en la plaza de la antigua intendencia, el símbolo de la nueva mirada que Barranquilla proyecta hacia el río, y con él, hacia su historia.

    Las reinas del carnaval de los últimos años se han caracterizado por ser miembros de las llamadas “dinastías reales”, pero en tu caso eres la primera de tu familia que logra esta distinción. ¿Cómo crees que impacta en el Carnaval que familias diferentes a las tradicionales puedan presidir las fiestas?

    Lo más importante, claro, es que cada reina cumpla con los requisitos para ser una buena reina del Carnaval, pero por supuesto es mejor que cada vez se vayan vinculando a nuestras tradiciones y se atrevan a crear sus propias también.

    ¿Cuáles son tus expectativas con la instauración de esta “República del Vacile”?

    Lo que hemos estado haciendo es devolverle el Carnaval a la calle. El espectáculo ya no sólo es en la tarima, no sólo es el show, porque el Carnaval es para vivirlo en carne y hueso. El Carnaval es para que el bailador también pueda disfrutar de esta temporada, de una manera diferente, propia, que les permita a todos sentirse dueños de la fiesta.

    Recuerdo cuando estábamos en el desfile de la luz de Navidad el 8 de diciembre, y una niña se me prendió y me abrazó llorando diciendo que quería ser como yo.

    Las últimas reinas han hecho grandes esfuerzos por dotar de originalidad su carnaval. ¿Qué encontraremos en el tuyo que lo hará único?

    Como te decía, voy a hacer un Carnaval que va a volver a las épocas de antaño. Vamos a restaurar las verbenas, junto a otros cuarenta y dos eventos gratuitos. Es un Carnaval que es para los barranquilleros y no se va a concentrar en un solo sector de la ciudad, vamos a estar dispersos por todos lados. Tampoco tendrá espacio para la discriminación. Es un Carnaval para el bailador, quiero ver a Barranquilla convertida en la pista de baile más grande del mundo.

    Más allá de los grandes eventos de nuestro Carnaval, hay una gama de manifestaciones populares más discretas que merecen ser resaltadas. ¿Cuáles piensas tú que merecen un destacamento especial y por qué?

    Carnaval S.A. está impulsando una iniciativa para rescatar las verbenas como manifestación popular. Nos hemos alineado con esta propuesta para impulsar precisamente el darle espacio al carnavalero bailador, que disfruta esta fiesta en el bordillo de su calle. Esto como una manera de proteger la tradición y acercarme más al pueblo.

    ¿Cuál es el tema que gobernará tu show de coronación? ¿Qué quieres exponer mediante el mismo?

    El tema que caracterizará el show son los cuatro elementos, que no solo hacen parte de la naturaleza, también de nuestro carnaval. Se llama “Aluna” que es la diosa del agua, y por eso precisamente comienza aquí, haciéndole homenaje al río y al mar, tal como hicimos en el bando. Vamos a mostrar cómo esos elementos forman parte de nuestro Carnaval, cómo muchas de nuestras danzas, como “la pilandera”, que nacen de la tierra, o danzas del fuego, al igual que aquellas españolas y africanas que parten de nuestros ancestros y raíces.

    El nuevo plan de salvaguarda del Carnaval implica nuevos retos en los que la reina debe empoderarse y proyectarse. ¿Cuál es tu aporte particular para proteger y mantener el carácter tradicional de nuestro carnaval?

    Con el apoyo de las verbenas queremos encontrar un equilibrio en la espectacularización del Carnaval. La idea es no sólo darles importancia a los shows masivos, la publicidad y esos elementos que le restan al Carnaval su carácter tradicional, sino también a esas manifestaciones en las que el pueblo vive la fiesta en sí misma.

    Las redes sociales han demostrado ser un aliado para las reinas, pero, al mismo tiempo, pueden ser una fuente de acoso y crítica. ¿Qué manejo les vienes dando?

    Las redes sociales siempre serán un aliado. Es un instrumento para acercarte al pueblo barranquillero y para que la gente se pueda dar cuenta dónde estás, qué haces y, en fin, puedan ver un poco más acerca de nuestro día a día. Claro que también se harán presentes las críticas y el bullying porque es más fácil decir las cosas a través de una red social que personalmente. Por supuesto, afectan, pero hay que asumir las críticas de buena manera tratando de encontrar lo constructivo.

    El espectáculo ya no sólo es en la tarima, no sólo es el show, porque el Carnaval es para vivirlo en carne y hueso.

    Si quieres leer la entrevista completa, adquiere nuestra edición 128 en los puntos de venta. 

    Disfruta de la sesión fotográfica con la Reina del Carnaval de Barranquilla 2017, para la portada de nuestra edición impresa:

    Comments

    comments

    AQUÍ

  • Anuncios