Oops!... Lo sentimos, este sitio se ha desarrollado para navegadores modernos con el fin de mejorar tu experiencia.

Para que lo puedas disfrutar es necesario actualizar tu navegador o simplemente descargar e instalar uno mejor.

  • ACTUALIDAD

    Publicado 26 diciembre, 2018

    El Gran Malecón, un gran espacio para el encuentro

    La meta es hacer del río Magdalena un gran espacio urbano para el encuentro y el entretenimiento, más allá de su función portuaria o económica.

    Históricamente, el río Magdalena es y ha sido la ruta fluvial más importante del país, motor de progreso para todas las regiones que tienen la fortuna de tenerlo dentro de sus límites. Barranquilla, la puerta principal del Caribe, cuenta con ser puerto sobre esta gran vía fluvial. Sin embargo, no se le había dado el valor que representa realmente por ser considerado más como un servicio para la industria y el comercio que como un espacio público de contemplación y de recreo. Por fortuna, esta visión ha ido cambiando y la ciudad ahora lo mira en un futuro como un centro de avanzada. El proyecto Gran Malecón nace para aprovechar el paisaje natural ofrecido por el río y pone a disposición de todos los ciudadanos las ventajas de tener relación directa con el medio ambiente.

    El Gran Malecón se fundamenta en la idea de construir un espacio público donde las necesidades de todos los usuarios sean el eje central del proyecto. La meta es hacer del río Magdalena un gran espacio urbano para el encuentro y el entretenimiento más allá de su función portuaria o económica. El proyecto entiende el medio ambiente como un catalizador de transformaciones urbanas que permite construir una ciudad más democrática y justa. En sus más de 9000 metros cuadrados de espacio público efectivo hay lugar para todos los usuarios y para todas las atividades, con senderos, lugares de juego, de permanencia, de comercio, de circulación de carros y bicicletas, y para el desarrollo inmobiliario. El diseño del Gran Malecón entiende que los ciudadanos usan un malecón no solo como un espacio de circulación para llegar a un destino sino también para actividades de permanencia. Igualmente entiende que lo usan no solo por necesidad, también por placer, y que son muy variados estos usuarios, desde adultos hasta niños.

    En él se han organizado estratégicamente espacios que presten servicios a los visitantes para mantener el malecón activo, seguro y accesible a toda hora. Se ha diseñado y ubicado una gran variedad de mobiliario para satisfacer las posibles necesidades o actividades, siempre tomando en consideración el factor humano como punto de partida para todo el diseño, y a los peatones como principales usuarios del espacio. La idea es que, más allá de construir un espacio, el Gran Malecón se convierta en un lugar querido y cuidado por todos.

    Este no es un proyecto diseñado únicamente para satisfacer las necesidades del peatón, ciclista, comerciante o conductor. Está pensado para lograr desencadenar un cambio urbano en la visión de Barranquilla como ciudad portuaria, abierta, sostenible, con espacios para compartir y construir bienestar colectivo.

    Comments

    comments

    AQUÍ

  • Anuncios